sábado, febrero 21, 2009

Ray Charles


Ray Charles sin duda es un ejemplo de que los sueños pueden cumplirse.Mi interés por los artistas de este género musical aumentó desde que empecé a leer novelas de Haruki Murakami, donde el Jazz está muy presente, y es fácil encontrarse a los protagonistas envueltos en esta atmósfera. Carol en estos días me ha recordado a este cantante, que si bien me queda muy atrás y apenas lo han escuhado los de mi generación, tenía un vago recuerdo de él por sus temas más famosos que han pasado a formar parte del patrimonio musical mundial. He vuelto a escuchar algunos de sus éxitos, y me quedo con Georgia on my mind (1960) sin dudarlo. Si tengo oportunidad me gustaría ver Ray, película basada en su vida y que cuenta la historia de su éxito, y fue merecedora de dos Oscars de la Academia.



Ray Charles nació en Albany (Georgia), pero se crió en Florida. Este gran pianista y cantante perdió la vista durante su infancia por un glaucoma que su familia no pudo tratar médicamente por razones económicas. Charles fue un autodidacta del piano pero aprendió la música en braille en la "St Augustine School", un centro para invidentes.
En su adolescencia ya formo su propio grupo realizando algunas giras por Florida y se estableció en Seattle. El trío de Nat King Cole era su formación favorita y sus primeras grabaciones así lo manifestaban. A través de cantante de Rhythm and Blues, Wynonie Harris, entro en contacto con esa música y ese estilo y formó un contrato con el sello Atlantic. Ya su forma de tocar el piano, sus cualidades vocales eran manifiestas. Con una sabia mezcla de la música originaria de New Orleáns y una pincelada de gospel y blues, nació ese estilo vocal inconfundible de Ray Charles que encandilaron al mundo.
En ocasiones sus discos eran arreglados por Quincy Jones en formato de bigband, y también participó en dos memorables sesiones a acompañando al vibrafonista, Milt Jackson antes de que este formara su celebre como llamado "Modern jazz Quartet". Es también relevante su disco con la cantante de jazz, Betty Carter, un álbum exquisitamente jazzistico que es referencia ineludible en la discografía de ambos. En 1960 fundo su propia compañía de discos y buscó un publico mas heterogéneo con lo que su apuesta jazzistica se difumino cada vez mas.

2 comentarios:

Arwen dijo...

No te arrepentirás de ver la peli, Alex. Una entrada genial. Mi preferida también es "Georgia on my mind", pero si escucharas la cantidad de canciones que conocemos y no sabíamos que son de él....Muy bonito. Te ha quedado Genial.

AlexandreSM dijo...

Gracias Arwen, así da gusto escribir. Ahora lo estoy descubriendo, porque sólo conocía unas pocas canciones de él.