jueves, enero 15, 2009

Mi nombre es Harvey Milk, de Gus Van Sant


En 1977, Harvey Milk fue elegido concejal del Ayuntamiento de San Francisco, convirtiéndose en el primer hombre gay reconocido en ocupar un cargo público. No sólo significó una victoria para los derechos de los gays; supo crear coaliciones con grupos muy diversos, desde la tercera edad a los sindicalistas. Harvey Milk cambió la imagen del defensor de los derechos civiles. Antes de su prematura muerte en 1978, se había convertido en un héroe para los estadounidenses.


“Mi nombre es Harvey Milk y vengo a reclutaros” Me encanta esta frase y el significado que tiene, representa el despertar de miles de personas para luchar por sus derechos, y todo esto lo impulsó Harvey Milk a partir de unas pocas en el barrio de Castro. Todo esto queda muy bien reflejado en la película, y consigue que esta historia siendo un drama no sea lacrimógena, y consigue mostrar el icono en que se convirtió Milk y la esperanza que dio a muchos jóvenes, y de cómo estos aprendieron a quererse y vencieron el odio. Me quedo con la escena en que un joven minusválido llama a Harvey y le cuenta que sus padres tras enterarse de que él es gay, deciden internarlo en un centro psiquiátrico para “curarlo”, así que ha decidió suicidarse, pero Harvey le da esperanzas. Cuando celebran la victoria conseguida en la Propuesta 6, este joven se comunica otra vez con Harvey, ahora es feliz, se ha marchado de casa y ha encontrado motivos por los que vivir.
En general me gustaron las interpretaciones de todos los actores, pero me quedo por supuesto con las de Sean Penn y James Franco (que grande Penn). Espero que reciban más premios porque han hecho un gran trabajo (veremos lo que sucede en los Oscar). Han rescatado la figura de este importante activista, que se convirtió en mártir, y que desde San Francisco difundió muchos avances para todo el país. Es muy positivo que las nuevas generaciones conozcan a estas personas que lucharon tanto por sus derechos. Antes de que ahora nosotros disfrutáramos de los avances conseguidos, unos cuantos dedicaron por entero su vida a la lucha. Por suerte, hoy en día muchos de sus sueños se han cumplido.
Espero poder ver más cintas de Gus Van Sant.

1 comentario:

Arwen dijo...

Oh, estoy deseando verla. Será mi próxima peli. No lo dudes, qué buena pinta.
Te recomiendo "El indomable Will Hunting", no sé si la habrás visto, pero también es de Gus Van Sant y el guión fue escrito por Ben Affleck y , bueno, lo que me impresionó es que es muy bueno, ellos eran muy jóvenes cuando lo escribieron y le dieron un Oscar. Fantástica la B.S.O.
Luego dirigió otra muy fuerte que no he visto ni lo pretendo; creo que se llama Elephant. No estoy segura, y trata del típico norteamericano adolescente (digo típico porque ha habido varios casos) que entra en un cole y se pone a disparar como un loco.
Seguro que tiene más que son imprescindibles, pero no las recuerdo. Desde luego con esta ha vuelto a sus orígenes y no me la pierdooooooooooooooooooo. Gracias. Buen artículo, Atreyu.